jueves, 15 de octubre de 2009

Sede Institucional de Madinat al-Zahra


Sede


Hoy hemos visitado la sede institucional de Madinat al-Zahra, nuestra apreciación personal es que, ya era hora de que Córdoba y sobre todo Medina Azahara tuviera un centro de recepción de visitantes de categoría. Podrá haber muchos “arquitectos jubilados de calle”, muchos eruditos “arqueólogos también de calle”, de los que vemos en las obras de la ciudad, y referidos a los cuales mi amigo ferroviario Melgarejo, dijo:

¿Si se pudieran utilizar para otra cosa las horas extra de estos eruditos…?

Introduzco la paradoja porque quiero dejar bien claro que nos ha gustado, lo hemos considerado muy importante, y porque yo posiblemente por las cercanías de la edad y de la falta de profesionalidad me aproxime a los “arquitectos y arqueólogos de calle”, en este caso en positivo.

Horarios

Un amplio aparcamiento que quizás se pueda quedar pequeño, como las autovías en horas clave de las vacaciones de verano, y que no por eso deberán de hacerse de dieciséis carriles, para que el dominguero llegue a su casa a su hora, después de apurar hasta la última hora de chiringuito en el verano. El que algo quiere algo le cuesta. Nuestra visita ha sido a las diez de la mañana de un jueves y no nos ha molestado nadie. Ha sido muy cómoda y cuando cueste entrar será más cómoda aún, ya se sabe lo de la gratuidad de las cosas.

Interiores

Visita de la exposición permanente, con parada en los expositores interactivos, visualización del audiovisual –muy interesante- en una sala que no tiene nada que envidiar al mejor cinematógrafo de la ciudad. Visita a la librería, muy bien dotada –mi pega siempre lo caro de los libros-. La cafetería-restaurante adecuada, y una atención del personal muy correcta. Dos grandes fotógrafos locales estaban en la sede institucional haciendo su trabajo; Ladis (hijo) y Paco Madrigal.

Un patio

Los expositores interactivos muy interesantes y didácticos. La exposición de categoría. No sé si será porque estamos hoy de un positivo fuera de lo común, pero no hemos encontrado pegas, haberlos habrá desde luego que las encuentren después, pero nosotros no. Es más nos hemos sentido orgullosos de la sede. No atenta al paisaje apenas. La pega quizás la estrechez de los accesos, del tramo de carretera hasta la sede y que me parece se pretende desdoblar, por lo que, problema resuelto.

Un patio

Folleto 1

Folleto 2 Folleto 3


Folleto 4

Exposición Permanente


Vídeos de la Exposición Permanente