martes, 6 de julio de 2010

CENTRAL ELÉCTRICA DE EL CARPIO

Fachada oeste de la central, entrada a la Sala de Turbinas

Nacional IV, desvío en Pedro-Abad dirección Adamuz, cruce de la presa de el Salto y una vez subida una cuesta con un giro a izquierda, nos separamos de la carretera de Adamuz, y cogemos una estrecha que a la izquierda deja el camino para la finca de Las Huelgas de los Alba. Todo lo hicimos el sábado día 3, y llegamos allí poco más de las siete y algo de la mañana. El día nublado y las fotografías desde el lado oeste, tenían una luz mortecina, no apropiada para la inmensa mole que es la Central Eléctrica de El Carpio.

Fachada este

Esta Central fue necesaria por el empuje que estaba generando la industria cordobesa, no podemos decir lo mismo en estos tiempos cuando la mayoría está desmantelada. Está a unos treinta kilómetros de la ciudad, trató de incorporar un tramo de un desnivel de unos seis metros para mover las turbinas, trayéndose el agua desde la presa por un túnel de un kilómetro, en un lugar donde los meandros justifican el excesivo llano del curso del río. La construye la Compañía Eléctrica Mengemor, germen de Sevillana y posterior Endesa. Aprovechaba el control del río para las avenidas, y generaba a su vez una potencia de unos 10.500 kilo-voltios-amperios (KVA).

Detalle de la fachada norte, compuertas y piscina de entrada del agua de la presa.

La obra civil, en su dirección técnica, la llevó Carlos Mendoza, y el ingeniero Antonio del Aguila, que llegó a ser profesor de Hidráulica de la Escuela de Caminos, años más tarde, y siendo el arquitecto que la proyectó Casto Fernández-Shaw e Iturralde. Cuando vemos este edificio admiramos un claro exponente de la arquitectura industrial del siglo XX. En el 1921 se presentó a la Exposición de Artes Decorativas de Paris, consiguiendo la Medalla de Oro.

Detalle de las compuertas

Me he preguntado el porqué no se construyó la Central al lado de la presa, y la conclusión puede ser para conseguir un mayor desnivel desde la lámina de agua. El agua que viene de la presa por el túnel citado, llega al estanque-cámara de almacenamiento previo, con tres compuertas que permiten las labores de mantenimiento de los túneles de turbinas y de las propias turbinas aisladamente según utilicemos una u otra compuerta. El estanque está dotado de un aliviadero que evita la inundación por un aumento de caudal, precisamente en las posibles labores de mantenimiento.

Fachada sur

Es significativo y llamativo en su fachada sur al río, un balconcillo orientalista, sujeto a lomos de una cabeza de elefante. Así como las cúpulas de estilo islámico sobre la sala de turbinas. Era una época en que las tendencias árabe-orientales estaban al orden del día. Podemos verlo en las fotografías y en muchas construcciones de principios del siglo XX. Ya había terminado la Gran Guerra europea, comenzaban los felices años veinte y dentro de unos años se produciría el crack del veintinueve.

Balconcillo del elefante

La reseña de prensa de una visita real. Los monarcas se hospedaban en Moratalla y luego parada en la finca de los de Alba antes de llegar a la Central. Cuando se inauguró la Central, ya llevaba cuatro años la revolución rusa que cambió el régimen esclavista zarista por el comunismo. El mundo estaba cambiando, se esperaba que no hubiera más guerras del calibre de la del 1914-1918, pero no fue así.


Reseña de prensa

Para bajar al río por la fachada sur, existe una escalera empinada, tapizada de hojas secas de eucalipto, que a mí me dio un cierto recelo bajar. En las recientes crecidas del río, tuvo que ser impresionante ver el nivel del agua que seguro cubrió todo el meandro, que desde la orilla izquierda llega hasta la Grúas y la Nacional IV, o A-4 actual y seguramente las escaleras citadas

Empinada escalera

Delante de la fachada este de acceso a la Sala de Turbinas, está la central de transformación y distribución en una enorme explanada. En su lado norte, alguna tormenta justificó el poder eléctrico de la misma y dejó a un árbol hecho un tizón.

Un rayo

Y este ha sido el recorrido sucinto, por un modelo de construcción industrial no exento de belleza, de casi cien años de efectivo trabajo. Con una conservación bastante buena y una producción de electricidad no contaminante, como lo es la utilización de los recursos hidráulicos.

Turbinas.

Tengo interés en ver las fotografías que Paco Madrigal, con el novísimo sistema HDR, realizó a la vez que las modestas mías, salvo la de las turbinas que es de la red. Parece que esta entrada acaba la visita a este sector de la provincia, aunque un poco más hacia Villafranca a unos quinientos o seiscientos metros, por la orilla de la Central existe un yacimiento romano que merecería la pena visitar.

Salida al río; a la izquierda hacia las Grúas, a la derecha a Córdoba

La central a lo lejos, vista desde la Ermita de S. Pedro. A la derecha arriba, las casas de los trabajadores que construyeron la Central




Fotografías del autor.
Fotografía de la turbina de la red.
Reseña de prensa de Werrybee.

19 comentarios :

vértice dijo...

Excelente reportaje bien documentado.
Un Saludo.

Paco Muñoz dijo...

Muchas gracias Emilio, es importante viniendo de un experto.

Un saludo

vértice dijo...

No creas compañero, que mas quisiera yo.
Haber si coincidimos, que esto de la informática es muy impersonal.
Un saludo.

Paco Muñoz dijo...

A ver Emilio.

Paco Madrigal y yo tenemos ganas de compartir experiencias y preguntarte muchas cosas. Hoy por hoy eres el que tiene el archivo de patrimonio -fotográfico- más importante que conozco.

werrybee dijo...

Este también te ha quedado muy interesante. Efectivamente bajar por las escalerillas con el rio crecido da un poco de miedo, sobre todo porque el barro que deja el rio es muy resbaladizo, pero todo sea por conseguir una buena foto.
La reseña de prensa no es mia, es del diario ABC; yo sólo la encontré en su hemeroteca y la copié.

Paco Muñoz dijo...

Me la imagino con barro.
Antonio tienes que tener en cuenta que tu fuiste quien inicio en mí el deseo con tus fotos de visitar la Central, y tu has buscado el recorte, por lo que es justo que la referencia sea tuya.

Un abrazo

vértice dijo...

Pues nada compañeros cuando queráis echamos un ratito.
Un Saludo.

Eladio Osuna dijo...

Muy buenos reportajes estos últimos. Una gozada. Al verlos me surge la duda "mestisofélica": ¿por qué tanta oposición actual a su construcción?
¿No es menos cierto como dirían los juristas, que si bien alteran ecosistemas existentes, crean otros de tanto o más valor?
Me gustaría que alguien informado y concienciado con el tema me aclare mis confusas ideas.

Paco dijo...

Evidentemente Eladio, por razones conocidas no soy yo quien pueda aclarar esas dudas. Aunque si puedo opinar basándome en cuestiones posiblemente lógicas. En ese tiempo el método para la obtención de energía eléctrica era el hidráulico, en cualquier sitio había un salto de agua que generaba esa energía. La demanda no era exagerada pues estaban ofertándola entonces. La Central era privada, ya te acordarás que Mengemor tuvo hasta hace poco en la entrada a Santa Rosa una central de transformación -bueno eran residuos de la compañía que seguro absorbió Sevillana-. Hoy la demanda es mayor, y las eléctricas apuestan por lo que les rente más beneficios, la energía atómica. La eólica es ahora mismo un pícaro método de ganar dinero, veremos cuando pasen unos años.
Concretando mi opinión es dinero, dinero y dinero. Lo hidráulico no es constante y lo atómico si.

ben dijo...

El balcón,sostenido por la cabeza
de elefante,me resulta encantador
en una obra de ingeniería.Eran in
genieros,arquitectos pero tambien
artistas.La fachada con ese bal-
cón,me recuerda decorado de la
película "el ladrón de Bagdad",la
de la alfombra voladora.Desde luego
Paco,cuando quieres una fotofrafía
sabes donde buscarla y sobretodo
no la "pintas",esa manía que tie
nen los fotógrafos que se creen
artistas de hoy día,queriendo emi
tar a los pintores,ayudandose de
la tecnica,forzando paisajes,for
zando colores..."ben"

Paco Muñoz dijo...

Es verdad estos artistas de los primeros años del siglo veinte estaban impregnados todos de eso que dices, una mezcla de todo un poco.
Muchas gracias pero si vieras las fotos de Paco Madrigal, el emplea el sistema HDR que consiste en disparar una serie de fotografías a distinta exposición y luego las une, por lo que las zonas poco expuestas tienen la adecuada y las muy lo mismo.
La verdad es que me está costando entender la cámara compacta mía, una Olympus X-42, que me regaló mi hijo Gabriel, y ese día quedé satisfecho.
Muchas gracias

ben dijo...

Pues sí,ya entro en el blog de Ma
drigal y veo sus fotos,lo que no hago son comentarios,Paco..."ben"

José Manuel Ben-saprut dijo...

Precioso lugar, amigo Paco. Lo desconocía totalmente (¿cómo no?) Desde luego, si no fuera por estos posts que nos pones, al menos yo, no sabría que existieran... ¡y tan cercanos!

Mi enhorabuena y agradecimiento.

Un abrazo

Paco Muñoz dijo...

José Manuel, yo tampoco. Lo conocía pero no había estado. Me acordé de una fotografía de Werrybee y fuimos Paco Madrigal y yo. Si puedes entra en su blog y verás sus fotos.

Paco Muñoz dijo...

Vértice: Emilio he hablado con Paco Madrigal y un día de estos te llamamos.

Gracias
Un abrazo

Rafael Jiménez dijo...

Me ha gustado especialmente la foto del "elefante". Un abrazo.

Paco Muñoz dijo...

Gracias Rafa, es la más rara, pero si puedes échale una mirada a las de Paco Madrigal que esas si merecen la pena.

Anónimo dijo...

gracias por su información, la verdad que me encanta el mundo de este tipo de construcciones y quería saber si se trata de una central que esta 24h en funcionamiento o solo cuando es necesitada la generación de mas energía.
Un saludo
y gracias de nuevo

Paco Muñoz dijo...

La realidad es que no sé la respuesta, pero me inclino a que está funcionando constantemente. Un saludo.