domingo, 16 de octubre de 2011

EL MUSEO DEL COBRE (CERRO MURIANO- OBEJO)

Placa del Museo del Cobre

El sábado 15, tuve por fin la posibilidad de visitar el Museo del Cobre de Cerro Muriano, bueno en realidad geográfica y administrativamente pertenece a Obejo. Es otro gran desconocido para la mayor parte de la población cordobesa. En esta localidad cercana a la ciudad, se da la característica esencial que una gran parte a partir de determinada “frontera” pertenece al Ayuntamiento de Obejo, aún a pesar de que la distancia con Córdoba es menor que con Obejo.  

Mosaico símbolo del Museo

Pero fuera de disquisiciones administrativas que no tienen nada que ver, lo verdaderamente importante es el Museo y la zona. Un bonito edificio rodeado de una gran zona arqueológica en las estribaciones de famoso Cerro de la Coja. Fuimos amablemente atendidos, como no podía ser de otra manera, por su director D. Fernando Penco Valenzuela, un profesional académicamente formado y un enamorado de la minería, en este caso cordobesa. Fernando Penco es también autor de una serie de libros, así como una gran cantidad de trabajos de arqueología y relacionados con la minería.

Una vista de la fachada principal del edificio

En una simple conversación con él se pueden apreciar esas virtudes, que lo sacan de la dirección estrictamente administrativa y lo sitúan como un extraordinario docente y cicerone de todas las maravillas de la zona, con el que el visitante se identifica. Como puede verse en los planos de planta, a la entrada existe un punto de información y la dirección, está la primera sala dedica a la Arqueometalurgia y una sala de lectura, luego en la planta baja, la sala dedicada a la protohistoria, y la III dedicada al mundo romano.

Planos de planta del Museo (planta primera y baja)

El texto del tríptico:

“El museo del Cobre consta de tres salas. En la Primera pueden verse algunos materiales sometidos a análisis metalográficos y minerales de la zona La sala II está dedicada a la Protohistoria, en ella se exponen los objetos más antiguos del Museo. Por último, en la sala III, perteneciente al mundo romano, se encuentran buena parte de los materiales recuperados 

Sala I, Arqueometalurgia

durante las excavaciones llevadas a cabo en el Cerro de la Coja, donde se descubrió, en su vertiente sur, restos de unas Thermae públicas, cuya principal reforma se realizó en época de Tiberio.En las termas trabajaban, entre otros, el unctor, por lo general un esclavo doméstico que se encargaba de dar masajes a quienes visitaban los baños.

Sala II, Prehistoria Protohistoria

Las primeras publicaciones sobre Cerco Muriano datan de 1872, desde entonces este complejo minero ha despertado el Interés a científicos y curiosos. A mediados de la década de dos noventa, comienzan las primeras labores de excavación que se encuentran en el Cerro de da Coja, emplazamiento en el que se encuentra el Museo, la densidad de los restos excavados ponen de manifiesto su relevancia en época romana. 


Sala III, Mundo romano

Aquí, se realizaban trabajos de extracción y metalurgia, en lo que respecta al periodo romano, desde el s. I a C. pero no es hasta la época Alto Imperial, sobre todo a partir de Tiberio, cuando los trabajos se realizan a gran escala, hasta el punto de poder afirmar da existencia de un distrito o poblado minero de relevancia.


Vitrina de la Sala I

La actividad metalúrgica está constatada desde la Prehistoria. El estudio, mediante la relación Isotópica del plomo, ha permitido llegar a la conclusión de que esta punta de flecha calcolítica del tipo palmella, fue fabricada con cobre de Cerro de Muriano.

Distintas cerámicas

Siete cuevas, situado a unos 1400 m. al norte de la población es un filón explotado durante época prerromana y romana. Sobre el terreno, es fácil apreciar las grandes aureolas con restos de malaquita, azurita y cuarzo y las bocas de entrada a las minas.

Tortas, moldes y escorias de fundición

Por tanto, el origen de las actividades metalúrgicas en toda esta zona ha de buscarse en el Calcolítico, lo que implicaría una secuencia de más de 5000 años tradición minera que se rompe en 1929, cuando la Córdoba Copper Company Ltd. decide abandonar la explotación de los Pozos de Cerro Muriano.

Sellos, apliques, monedas, hebillas...

La última actuación arqueológica en Cerro Muriano se llevó a cabo en la primavera del 2002, con motivo de las obras correspondientes a la ejecución de una de las variantes de la N432. La excavación puso al descubierto restos de un horno que sirvió para la elaboración de materiales de construcción que debieron abastecer al distrito minero de Cerro Muriano 

Lucernas, ungüentarios y cerámica

antes de las Guerras Civiles que enfrentaron a César y Gneo Pompeyo Alejado de la población y próximo al paso de la vía que unía Corduba con Emérita Augusta, las dimen-siones de la cámara de combustión eran de 2.80 m N/5. por 2.50 m E/O, habiéndose perdido por completo la cámara de cocción.

Ajuares y urnas

HORARIO DE APERTURA-Jueves, viernes y Sábado de 18:00 a 20:30 Horas - Domingos de 11:00 a 13:30 Horas - GRUPOS CONCERTAR CITA -Telf.: 957 350 620 957 350 282 C/ Acera del Cuartel Viejo, s/n 14350 Cerro Muriano (Obejo)

Parte trasera del Museo y acceso a la planta baja

Con poco presupuesto pero con mucha voluntad, profesional y política, se pueden hacer muchas cosas. Este es un ejemplo de como se puede contribuir al conocimiento y a la cultura posterior del pueblo, desde un pequeño ayuntamiento y un grupo de personas colaboradoras, como pueden ser las que configuran la Asociación Cultural Aes Marianum.





No tiene pérdida, pero desde el cruce de las vías siguiendo la ruta marcada se llega sin ningún tipo de problemas.

Bibliografía folleto del Museo del Cobre.
Fotos y vídeo del autor y folleto.

12 comentarios :

fus dijo...

Una bonita descripciòn de un nuevo museo desconocido por mi, me pregunto ¿cuantos museos habràn que no tengamos noticias de ellos?...

Me ha gustado mucho tu amor por Còrdoba y como la tratas, yo soy de Málaga y te invito a pasar por mi blog.

un fuerte saludo

fus

rayiv dijo...

Paco,magnifica entrada, a mí me gustaría visitar las antiguas minas de Cerro Muriano que deben de ser muy interesantes.
Cualquier día de este otoño iré a ver el museo y las minas.
Gracias por tu entrada.
Un saludo.

Paco Muñoz dijo...

Fus, muchas gracias. He visitado tu blog y me parece muy interesante, la semana pasada estábamos Conchi y yo dando un paseo por Torremolinos, creo que tú patria chica. Sabes me la imaginaba poblado de pescadores. Un antiguo compañero de trabajo –ya fallecido- nació allí y luego se fue a Melilla, y por el se de lo que significó el boom del ladrillo y el turismo en la ciudad. Luego ves construcciones como la de la familia Navajas, lejos de la playa, que ahora están reparando, que es una verdadera maravilla. Ya sabes que estamos a hora y poco desde aquí y cuando abran la AP nueva se reducirá seguro el tiempo Córdoba Torremolinos. Me pondré como seguidor de tu blog. Muchas gracias.

Paco Muñoz dijo...

Rayiv, tienes los teléfonos, como la mayoría se mueve por amor al arte, debes confirmar la apertura para la visita. Desde los miradores del Cerro de la Coja, dónde está el museo, tienes una magnifica vista del territorio, y si no lo sigues por Google Earth, donde verás una enorme colina de escoria cristalizada negra en el lado de la explotación industrial. Mañana pondré –si puedo- una visita que hicimos a Quitapellejos, una explotación de finales del Bronce. Maravilloso. Muchas gracias.

juanjo dijo...

que pena que se conozca tan poco todo el patrimonio minero del norte de nuestra provincia.
Un saludo.

Paco Muñoz dijo...

Juanjo, y no solo en la materia de la arqueología industrial, sino en todo lo que lo rodeaba; arquitectura, modos de vida, colegios, etc.. Peñarroya-Pueblonuevo, es una pena ver el esplendor que tuvo que tener en su momento y lo que es ahora, un espectro.

Lucas dijo...

Otra cosa que desconocía de la ciudad. Es la primera vez que oigo hablar del Museo del Cobre.

¿Las piezas de la exposición son reales o réplicas?


Paco, como siempre descubriéndonos rincones de la ciudad desconocidos para los ciudadanos.

Paco Muñoz dijo...

Lucas creo que reales de yacimientos cercanos, de todas formas se puede preguntar sin problemas.
Saludos y gracias

Diego Cardador dijo...

Qué genial la entrada, Paco. Como siempre te digo dan ganas de ir a verlo solo por como nos lo cuentas. Espero ir en pronto! Un saludo.

Canario dijo...

El pasado sábado tuvimos la oportunidad de visitar el museo y alrededores, en visita organizada por "Arqueología Somos Todos" y guiados por Daniel Quesada, arqueólogo residente en Cerro Muriano y con Fernando Penco, arqueólogo y director del museo, al que mencionas en tu entrada.

Ha sido de estas veces que no entiendes como no has visitado antes lugares tan interesantes cuando hace muchos años que paso por el Muriano en bicicleta. Apasionante la historia desde la prehistoria hasta las minas de los ingleses, tremendas las piezas originales que incluso te permiten tocar, y contagioso el entusiasmo de Fernando Penco, que te hace interesarte aún más por nuestra historia. Por cierto ¡Vaya sitio y vaya vistas el Mirador del Cerro de la Coja (y la protagonista del nombre, Filomena, que vivía allí dentro de una cisterna romana que se conserva).

Un Saludo Paco!

Paco Muñoz dijo...

Amigo Paco, en primer lugar muchas gracias.
Me alegro mucho que te gustara, Fernando es un fenómeno y le echa pasión a todo lo que hace. El entorno es precioso y no me extraña lo que dices , porque muchas veces pasamos por los sitios y no vemos nada más que el paisaje. No sé si has entrado a las ruinas de enfrente, son apasionantes.
http://notascordobesas.blogspot.com.es/2010/07/antigua-factoria-de-la-cordoba-cooper.html
No se si os llevo a la mina al cielo abierto camino abajo a Quitapellejos. Pero tu puedes cualquier día con la bici ir:
http://notascordobesas.blogspot.com.es/2011/10/sentidos-2011-elementos-de-cerro.html
Una cosa Fernando es quien descubrió el lugar exacto de la foto del miliciano de Capa
http://notascordobesas.blogspot.com.es/2011/10/la-foto-de-capa-de-fernando-penco.html
Un fuerte abrazo Paco


Paco Muñoz dijo...

Paco (Canario), se me olvidaba su familia es la propietaria de la Huerta de las Ventanas, que habrás pasado muchas veces desde la Torre de las Siete Esquinas. Bueno ahora hay cancela pasadas las casas de los mineros. Los abusos de la gente.
Un abrazo