domingo, 5 de febrero de 2012

ACTA DE CESIÓN DEL ANTIGUO HOSPITAL MILITAR "SAN FERNANDO" DE CORDOBA

Acta de cesión de los terrenos al ramo de Guerra 01/01/1901


“En la ciudad de Córdoba siendo las dos de la tarde del primero de enero de mil novecientos uno, primer día también del siglo XX, se constituyó el Excmo. Ayuntamiento de esta Capital, presidido por el Sr. Alcalde Juan Luis Velasco y Navarro, con las Autoridades Superiores entidades oficiales y personas invitadas al efecto en la caseta instalada en los terrenos contiguos  al abrevadero de la Fuensantilla adquiridos por el Municipio y cedidos al ramo de Guerra para la construcción de un Hospital Militar que se denominará de San Fernando y cuyas obras serán dirigidas por el  Sr. Comandante de Ingenieros D. Juan Tejón y Marín con arreglo al proyecto aprobado. Ante los concurrentes  y el numeroso público que presencia este solemne acto, el muy ilustre  Sr. D. Ignacio Valdecañas, Deán de esta Santa Iglesia Catedral por delegación expresa del Excelentísimo e Ilustrísimo  Señor Obispo de esta  Diócesis procediose a bendecir según el ritual Romano la primera piedra y algunos de los materiales destinados a la erección de dicho edificio y terminada la ceremonia religiosa, el Excelentísimo Señor General Gobernador  militar de esta plaza Don Santiago Díaz de Ceballos declaró en nombre del Excelentísimo Sr. Capitán General de Andalucía inauguradas las obras de qué se trata extendiéndose y firmándose por duplicado la presenta acta de la que uno de sus ejemplares se depositará en la caja de hierro que conteniendo una medalla conmemorativa y periódicos de la localidad he de emplazarse en los cimientos de repetido edificio de todo lo que yo el Secretario de la Corporación Municipal certifico=”

Luego, al final vienen una serie de firmas: 

“Juan Luis Velasco y Navarro, Santiago Díaz de Cevallos, una ilegible, Ignacio de Valdecañas, Antonio de Ariza y Víctor, José Fernández Jiménez, Luis Junguito, Mariano Zaragoza, Antonio Cabreras, Manuel Castroverde, Evaristo Jiménez Illescas, José Picola, Bartolomé Rodríguez, Clemente de Ariza, Juan Tejón y Marín, Leopoldo Denia , Luis Ortiz, Mariano Martínez Aguacil y Manuel Varo Repiso.”

Al final en la esquina derecha abajo, parece que se lee Manuel Alfaro como diseñador del Acta.

Estado anterior (Foto Eladio Osuna)

Luego su inauguración está datada en el 1928. El Hospital Militar ha sido en mi niñez la Seguridad Social del miserable “estado de bienestar” que tenían en aquellos años los trabajadores civiles del Ministerio de Defensa, como consecuencia de que mi padre era panadero de Intendencia que, si no se le pone remedio a eso nos quieren llevar de nuevo. Una sórdida consulta en un húmedo semisótano que pasaba un médico militar a las ocho de la mañana, como medicina general, luego, si había algún problema te derivaban a una consulta particular, en un tipo de concierto que tenían con alguna compañía de seguros médicos. Y las urgencias a la Casa de Socorro.

Estado actual (Foto de Eladio Osuna)

Lo cierto es que una fractura de cubito y radio que tuve en la niñez, que primero atendió la Casa de Socorro de la calle Góngora, después fue radiografiada y contrastado su correcto enfrentamiento y enyesada en el quirófano del Hospital, así como su posterior tratamiento hasta la retirada del yeso. También recuerdo las visitas a mi primo Paco cuando tuvo una pleuresía y se trató en el citado Hospital, lo que ocurría es que éste hijo de un oficial, tenía habitación individual y no estaba ingresado en un pabellón común. Eran muy significativas las escaleras ajardinadas con revestimiento de azulejos, llenas de los militares-pacientes tomando el sol en invierno en las horas de asueto, o el frescor de las sombras entre pabellones en verano.  

Vista aérea de 1956 (Google) 

Luego trabajé, unos meses en la administración del establecimiento con un contrato temporal a principios de los setenta. Parte de los pabellones fue eliminada para el ensanche de la Avenida de Almogávares. En el año 2008 las instalaciones fueron cedidas a distintos organismos civiles: Hermanos de la Cruz Blanca (siete pabellones), UGT (dos pabellones), CC.OO. (2 pabellones), Asociación ACOGER (1 pabellón). La UNED y la Asociación contra el Cáncer, a las que le fueron ofrecidos pabellones desistieron de instalarse en ellos.

Vista aérea de 2009 (Google),se divisan los pabellones desaparecidos abajo.

Lo verdaderamente interesante no es lo anecdótico, es el Acta de cesión del terreno y comienzo de las obras, el día uno de enero de mil novecientos uno.

Fotografías de Google y de Eladio Osuna, periodista cordobés y "maestro" de mi hijo Gabriel.

6 comentarios :

Molón Suave dijo...

Sólo una vez entré a ese hospital, en los años sesenta, para visitar a un compañero de la mili enfermo. En mi casa éramos más del Hospital de Agudos, después de la Casa de Socorro, claro. Aunque en el barrio había un médico, de los de cabecera como se decía entonces, que nos atendía por casi nada. Se llamba Rafael Pérez Soto, vivía en la calle de la Paja (hoy lleva el nombre de un curato, gracias a nuestra ínclita exalcaldesa) y era un verdadero santo.
A Lola le sienta fatal el invierno, el frío. Ahora se prepara para entrar en el quirófano: hombro doloroso. O sea, que he vuelto, pero como casi que no. Espero y deseo que Conchi lo lleve mejor. A ti no te digo nada, porque con las marchas que te pegas ya veo que estás etupendo.

marti dijo...

Normalmente el relato de tus propias vivencias, de la Córdoba que conoces y conociste me resulta más ameno e interesante que "la percha" del post o entrada en sí. Como, por ejemplo y sin sin ir más lejos, este mismo.

Paco Muñoz dijo...

No creas Molón que voy notando las marchas. Leche, espero que eso del quirófano que siempre por muy de poca importancia que sea es un quirófano, se resuelva lo mejor posible. Que le sea lo más leve posible y se restablezca pronto.
En cuánto al Hospital lo que dices pasaba en mi familia también, Casa de Socorro. Mi Tío Abuelo Antonio "el cojo" era el encargado de Obras del Hospital de Agudos, son interesantes los grabados de las ventanas con los nombres de los enfermos del siglo XIX y XVIII.
Un abrazo y lo dicho que haya mejoría

Paco Muñoz dijo...

Marti, lo siento, ya digo que lo más interesante es ese Acta que me encontré por ahí. Pero...
Muchas gracias por asomarte por aquí. Un saludo.

fus dijo...

En Málaga tambien habia un Hospital Militar, yo lo visitaba en la època de la mili cuando fuì policìa militar y una de nuestras actividades era hacer visita a los ingresado en el mencionado Hospital.

un fuerte abrazo


fus

Paco Muñoz dijo...

Ya quedan cada vez menos hospitales militares, por diversas causas han ido eliminándose. Afortunadamente el personal se recicló en otros establecimientos, y cuando digo personal me refiero a los trabajadores civiles que había muchos en ellos. Este fue un modelo de modernismo en su momento, comparado con los otros hospitales de su tiempo, y la curiosidad como le comento a otro respetable comentarista es el Acta fundacional y los nombres de personas que hace un siglo "partían el bacalao" en la ciudad.
Saludo y gracias Fus.