jueves, 26 de junio de 2014

FRESCOS Y GRAFITIS EN LA ESCALERA DEL MUSEO DE BELLAS ARTES DE CÓRDOBA

Calvario

Cuando voy al Museo de Bellas Artes, no puedo sustraerme a extasiarme con los frescos de la escalera de subida a la planta alta, e incluso asombrarme de un grafiti que existe en uno de la parámetros laterales. Sin que el extasiamiento sea considerado misticismo por ser los motivos religiosos, nada más distante  de verdad. Ayer mismo tuve ocasión de hacerlo otra vez y fotografiarlos. Sin olvidar la capilla y su contenido de arte barroco.

San Francisco de Asís 

Es que considero, como he manifestado en muchas ocasiones referido a nuestra ciudad de Córdoba que, sólo basta con escarbar en cualquier sitio, en este caso la pared, para encontrar belleza escondida. Aquí son unos hermosos dibujos pero en otros lugares puede ser, más antiguos por cierto, hasta incluso el pigmento almagra de cualquier estucado o cualquier dibujo con formas más o menos geométricas.

Detalle del fresco central

Debajo de cualquier estrato en Córdoba siempre está la cultura de las distintas civilizaciones que la poseyeron, o quizás quede mejor que la gozaron. Así que de camino que se vista la Exposición Teno y el Quijote, uno se da un paseo por el Museo y puede disfrutar de todo su contenido. En el piso alto existe una vitrina donde se recogen una serie de datos referidos a los frescos.

San Jerónimo penitente

DATOS DE LOS FRESCOS DE LA ESCALERA

"Desde comienzos del siglo XVI el antiguo Hospital de la Caridad de Nuestro Señor Jesucristo, contó con una escalera, ya que la documentación refleja la existencia de dos plantas. A lo largo del tiempo la misma ha sufrido las siguientes modificaciones.

Vista general

1.- A raíz de la adquisición de unas casas contiguas en 1562 dicha escalera debió ser reformada, colocando en el techo una armadura de lazo de forma octogonal y pintado al fresco a modo de grisallas por un maestro anónimo, un calvario con la virgen y S. Juan en la pared frontal y San Jerónimo penitente y S. Francisco de Asís en oración en las laterales. Todo ello fue completado con sendos frisos decorados con elementos de la pasión y escudos de la Orden entre canes.

Calvario y ventana

2.- Por motivos que se desconocen, y posiblemente coincidiendo con la apertura de una ventana en la pared frontera, dicho conjunto debió ser tapado y en parte mutilado, representándose, muy posiblemente a partir de 1614 por otro anónimo maestro y con pintura al óleo sobre  nuevo mortero exclusivamente un Calvario con la Virgen y San Juan sobre la superficie de la ventana abierta.

Detalle del otro fresco

3.- En momento desconocido, ambas intervenciones debieron ser tapadas, quedando ocultas hasta 1923 en que se procede a descubrirlo todo, interviniendo entonces Rafael Romero de Torres Pellicer, restaurador del Museo, con el criterio de limpiar y completar lo que faltaba en determinadas zonas, a excepción de parte del segundo Calvario que quedó oculto por un cuadro en forma de medio punto.

Friso superior

4.- En el año 2000, el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte adjudico a Tekne, Conservación y Restauración del conjunto, actuándose con el criterio de mantener exclusivamente los restos de pintura original de las dos primeras intervenciones, un testigo de la tercera en el friso superior y los grafitis de época indeterminada aparecidos durante la intervención."

GRAFITIS EN EL PARAMENTO LATERAL

Grafiti del laberinto

Se estima que se hicieron sobre los siglos XVI-XVII, por posibles pacientes del hospital, y sobre el mortero original. Una sola entrada y siete anillos en torno al centro. Tiene mucha similitud con el de Mogor en Pontevedra, por encima de la playa del mismo nombre y uno de los más estudiados de toda Galicia. Pero está por toda la tierra, en todos los continentes, y lo llamativo es que América lleva muchos miles de años desunida de Europa y Asia y también existe alguno en Arizona. Será innato al ser humano, o fueron los mismo humanos los que lo difundieron. 

Laberinto de Mogor

En algunos textos lo relacionan con pruebas de madurez, de rituales de iniciación de los noveles. También se asocia a la fertilidad, para realizar las danzas rituales de la despedida del sol de invierno que, Teseo dicen realizó en Naxos en Creta. En la Edad Media también se utilizó como referente de la búsqueda del Santo Grial, todo relacionado con lo esotérico. También tenemos otro en la catedral de Chartrés. Y en la antigüedad en pinturas rupestres de diversos lugares distantes entre sí y de diferentes culturas.

Laberinto de la Catedral de Chartrés

Fotografías del autor y del museo..
Bibliografía de los textos explicativos del museo.




7 comentarios :

PATXI GUERRIKABEITIA dijo...

Buenos días, amigos. Paco, muy bonito y muy bien contado. El hombre-como especie-cuando no entiende una cosa o es divino o mágico. Digo esto por los laberintos y cosas parecidas. Lo que se ha escrito, y lo que se escribirá sobre lo que no entendemos. Algunos, por tener razón escriben sobre los Anunakis y escriben libros diciendo codas como estas:
"Hubo un tiempo, cuentan los sumerios, cuando el hombre civilizado no estaba todavía en la Tierra, cuando los animales eran sólo salvajes y no domesticados y los granos y cosechas aún no se cultivaban. En ese pasado remoto llegaron a la Tierra un grupo de cincuenta Anunnaki.

Dirigidos por un líder cuyo nombre era E.A. (Que significa "cuyo hogar es el agua"), ellos viajaron desde su planeta-hogar NIBIRU ("planeta del cruce") y, llegaron a la Tierra, amerizaron en las aguas del Golfo Pérsico... El tiempo: hace 445.000 años."
Cosas como estas las escriben catedráticos de universidades muy prestigiosas.
Paco, te acuerdas de la fotografía que te mandé sobre los círculos que había hecho sobre la arena una hierbecita mecida por el viento. Ahora la quita, y digo que he visto un rayo y que después apareció esta figura y otras más. Total, que por tal de tener razón no nos importa que piensen que estamos más sonados que las maracas de Machín. Un abrazo.
P/S: Perdón, si me he pasado, pero es que igual que no creo en los Dioses tampoco creo en el esoterismo, y menos en los que quieren sacar provecho de ello.

Paco Muñoz dijo...

Gracias Patxi, muy interesante. Lo curioso es que muchas de estas teorías insinúan la presencia de gente de fuera. Referente a las religiones yo pienso que, si cuando los españoles fueron a América, se hubieran vuelto y no regresado allí jamás, se hubiera formado una religión. Gente a la que no hacían daño las flechas, y que mataban con un rayo, que montaban en un animal desconocido, etc. los hubiesen divinizado. Pero como se quedaron y fueron unos HP, descubrieron que en principio eran unos ladrones, por ser benévolo, y mucho más débiles que lo que parecían.
Incluso el cristianismo puede ser una cosa parecida. Una civilización superior que quisiera hacer un experimento de mezclarse con esta de aquí. Una inseminación artificial (para justificar la putatividad del carpintero), o a lo mejor no tan artificial por eso el cabreo. Luego el espécimen, tranquilo por la protección superior, se metió en camisas de once varas. Y el éxito del experimento cuando sintió miedo al final, habían conseguido que se asemejara a estos de aquí. Luego se lo llevan.
Lo que comentas de la fotografía es lo mismo, cosas que no se pueden explicar tienen que ser divinas. O como dices un aprovechado que se le enciende la bombilla y monta un negocio. Lo que sí es llamativo es que todas las civilizaciones tienen muchas cosas en común, y seguro es por proceder de un tronco común. El mar como punto de partida. Diluvio, etc. etc. Y las religiones la justificación de la debilidad del ser humano, y la necesidad de buscarse una protección superior.
Un abrazo y gracias, porque siempre introduces elementos que me hacen ampliarlos después.

Sonia Garrido dijo...

Como siempre, muchas gracias por esta entrada y por difundir las riquezas que tenemos en nuestra Córdoba querida. A mí también me han encantado siempre estos frescos, casi más que muchas de las pinturas que cuelgan en el museo (aunque pueda herir sensibilidades), y por supuesto me he quedado fascinada por ese grafiti que hace que mi cabeza viaje en el tiempo e imagine quién y porqué lo hizo. Recuerdo que la primera vez que lo vi enseguida lo relacioné con los petroglifos atlánticos, y recordé lo que un profesor de la universidad nos explicó una vez: hay ciertas imágenes arquetípicas que se repiten en todas las culturas, todas las religiones y todas las épocas.. el laberinto es uno de ellos, es algo que la mente humana guarda en sus más recónditos escondites.

PATXI GUERRIKABEITIA dijo...

Buenos días, amigos. Sin otro animo que el de decir que hay que tener mucho cuidado con eso de las coincidencias culturales.
Juan de Dios de la Rada y Delgado, entre otras cosas eminente arqueólogo fue engañado por un grupo de personas sin escrúpulos cuando le enterraron el Cerro de los Santos unas falsificaciones de esculturas Iberas, y el fiándose de ellos, las dio por buenas.
El denostado por algunos y el alabado por otros, C.W Ceran en su libro Dioses, Tumbas y sabios relata:
En el año 1925, Malraux conoció en un bar de Singapur a un coleccionista ruso que viajaba a expensas del Museo de Boston para comprar objetos de arte. Tras la primera conversación, en la que el ruso se mostró muy locuaz, le enseñó cinco pequeños elefantes de marfil, escalonados en su tamaño, comprados a un hindú.
«— Vea usted, amigo mío: voy comprando pequeños elefantes, y cuando hacemos excavaciones los meto en los sarcófagos abiertos antes de volverlos a cubrir de nuevo con tierra. Dentro de cincuenta años, cuando otras personas vuelvan a abrir estos sarcófagos, hallarán mis elefantes patinados y roídos por la humedad y se romperán la cabeza... Me gusta gastar estas bromas a mis sucesores en la tarea investigadora. En una de las torres de Angkor-Wat he grabado en sánscrito una inscripción un tanto incidental; cuando esté bien sucia, parecerá antiquísima. Y no faltará algún listo que la descifre. Hay que reírse un poco de la gente...» Un abrazo

P/S: En un museo importante he visto traducida al castellano una tablilla ce cárteres Iberos. ¡¡¡Tela!!!

Sonia Garrido dijo...

Muy buenas anécodtas Patxi! me he apuntado el libro de Ceran que no lo conocía, para ponerlo en mi lista de "libros playeros"...tiene muy buena pinta!!! Se supone que los expertos en la materia pueden discernir la antiguedad y la autenticidad de las obras y objetos, y no sólo a ojo de buen cubero, sino con medios técnicos. A simple vista incluso se podría decir que esos laberintos son de algún gracioso que pintarrajeó la pared la semana pasada. Cuántas atribuciones erróneas se han hecho por culpa del ojo del susodicho cubero! Un saludo.

Paco Muñoz dijo...

Sonia muchas gracias y mucho gusto en leerte, me imagino que el trabajo y tu nuevo estado, en el que deseo seas todo lo feliz que te mereces, te resten tiempo. Muy interesante lo que dices, yo también lo he leído. Después cada uno le puede dar la significación que quiera. Ya has visto el anecdotario de Patxi lo amplio que es y lo interesante, y además entra dentro de lo posible, ya no solo por el motivo bromista si no por lo fácil que es engañar a la gente. Una cosa parecida la vi en una cata de vinos tintos en la que, a los expertos le dieron a probar Don Simón de un tetrabrik, y le notaban el sabor a frutas, a roble americano, el retrosabor y muchas lindezas más. El que no cayó fue Manolo Alexandre que dijo no está mal, me gusta. Si te extiendes en tecnicismos corres el riesgo de caerte salvo que seas una autoridad y que lo que digas vaya a misa. Y Patxi que, a pesar del nombre es tan cordobés como nosotros, me mando el otro día una fotografía de un círculo perfecto en la arena, que lo había hecho el aire y una ramita que estaba doblada desde su centro, claro cuando la ramita desaparezca y si se solidifica la arena quedar un perfecto círculo en la roca que lo habrán hecho mente superiores. Un abrazo a los dos.

Paco Muñoz dijo...

Hoy he hecho una cosa que no he hecho nunca -pero lo voy a tomar como norma-, he borrado un comentario anónimo que no tiene adjunta una dirección de correo a quien dirigirse, y que por tanto es un desconocido.

El contenido del comentario sea cual sea, de una persona identificada, con correo electrónico identificado, es respetable. Al mismo se le pueden, en función del estado de ánimo, dar varios tratamientos: se lo puede uno pasar por el arco del triunfo, o lo que es lo mismo no contestarle, o por el contrario hacerlo, pero nunca a un anónimo. Si son bromas, no las acepto de desconocidos/as, si son consejos, menos.

Esto de los blog tiene una ventaja, la goma de borrar. Yo no me imagino con un pasamontañas tocándole los cojones a nadie en su casa, o dándole consejos. Cada vez nos queda menos tiempo para perderlo con estupideces.