lunes, 20 de octubre de 2014

SOBRE LA DESTRUIDA FUENTE DEL ARCO, EN LA FINCA JARDINITO

Estado al día de hoy 20-10-14 de la Fuente del Arco

Corría el "segundo año triunfal de la guerra incivil", los fusilamientos ya se habían reducido algo, habiendo estado a la orden del día, los dos primeros años. El siniestro comandante de la Guardia Civil D. Bruno había marcado de demasiadas muescas con la letra "I" de inocentes, en la culata de su revólver reglamentario de golpista. Había sucedido a otro criminal, Luis Zurdo, que en un mes había asesinado a más de mil personas. Luego el siniestro Don Bruno fue cesado, o enviado a matar españoles a otro sitio. En el 38 y 39 la represión aunque no cesó, fue menos brutal, pero duró hasta casi 1960.

Camino de bajada a la fuente desde el camino al Lagar de Quiñones

José María Verasategui tenía fama de cordial y fue quizá uno de los alcaldes más jóvenes de esta ciudad. Los ciudadanos: D. Rafael Conde Jiménez, D. Francisco Garrote Pinós, D. Francisco Ruiz y Ruiz, y D. Francisco Muñoz Galisteo, serían "ciudadanos de orden", pues atreverse a denunciar un hecho en plena guerra civil, aunque el mal modo solo fuese impedir el aprovechamiento de una fuente pública. Estos eran propietarios y arrendatarios de las fincas, el primero de La Soledad, el segundo representaba a la Marquesa de Villasinda, que era la propietaria del Lagar de San Llorente, el tercero el dueño de las fincas El Alfaro y Torrejón, y el último arrendatario de Quiñones.

Otra vista del camino que está destrozado por el agua

El 10 de mayo de 1938 denunciaban a D. Laureano González y García, por impedir el aprovechamiento de la Fuente del Arco que, estaba situada en la Hacienda el Jardinito, y que según manifestaban en su denuncia se había venido utilizando por todos desde tiempo inmemorial. Se quejaban en su denuncia también, que había obstruido D. Laureano uno de los caminos que llevaban a la fuente, con la construcción de un estanque, que impedía el paso, debiendo desde San Llorente desviarse por terrenos del Jardinito y cobrar el denunciado un canon de paso. Una cuestión que ocurre con notable frecuencia hoy en día.

Rincón del camino donde está situada la fuente

Además de las dificultades, y cobro por el paso, D. Laureano se había permitido incluir en las escrituras de venta del Torrejón y el Alfaro, la utilización del abrevadero como si fuese suyo, siendo como es una servidumbre pública y no tenía ninguna facultad sobre ella, pero si parecía ser el dueño absoluto de agua de la mencionada fuente. Siendo su caudal un beneficio de todas las fincas afectadas. También ha denunciado por daños a unos ganaderos arrendatarios de pastos de la Soledad, finca beneficiaria de la fuente.

Lo que queda de la Fuente del Arco

Y piden al Alcalde:

"que por el dueño del citado predio se nos consienta, sin ninguna clase de trabas, y tal como siempre se ha venido disfrutando, tanto el uso de dicho abrevadero como el de las vías conocidas y al principio nombradas que dan acceso al mismo en el trayecto que atraviesan la finca de referencia; disponiendo, si fuere necesario, la desaparición de cuantos obstáculos pudiera impedirlo."

Cinco meses después, el 6 de octubre de 1938, el Alcalde recibe un informe efectuado por los Sres. Gestor Delegado del Ramo y el Jefe del Negociado de la Policía Rural más los guardias de caballería Vaquero y Alonso. Y al final hablan con un tal Sr. Muñoz Palomino, que era arrendatario de San Llorente que dice pagar porque le es más cómodo pasar por el Jardinito, que dar la vuelta por otro camino, y que los caminos están expeditos. Vamos que a los cuatro meses parece no pasar nada de lo denunciado. A finales de octubre, el 20 concretamente, le comunica la Alcaldía a los denunciantes que no pasa nada 

"que toda vez que la inspección ocular practica da a la llamada Fuente del Arco no se ha comprobado ninguno de los extremos que comprende su denuncia; que los caminos que a ella conducen se encuentran libres, sin que haya dificultad ni obstáculo ninguno para que pueda ser utilizado por los caminantes y la caballerías que conduzcan, no a lugar a la adopción de ninguna medida que tienda a restablecer o a amparar derechos de los denunciantes, en razón a que no aparece que estos hayan sido conculcados por el propietario de la finca en que el abrevadero se encuentra emplazado."

Y les recuerda que pueden, en virtud de la normativa vigente, elevar recurso de reposición si no están de acuerdo con la resolución. El 25 de Noviembre del mismo año los técnicos municipales elevan un informe al Alcalde sobre la fuente y los caminos que pasan por ella, así como su carácter de pública desde el siglo XVI, como fecha más antigua citada. 

Una vista lateral de la fuente

El 27 de diciembre de 1938 se le toma declaración al denunciado D. Laureano González García que manifiesta lo siguiente:

"que reconoce que la fuente del Arco es abrevadero público y que por tanto es incierto que él haya impedido a nadie el uso de la misma.

Que la aludida fuente desde que se construyó consistía en una alcubilla situada a unos cuatro metros de la superficie y de la que hay que tomar el agua bajando unos escalones que en ella existen para después con cubos llenar un pequeño pilón que al píe de ella existía y que actualmente ha desaparecido sin que pueda precisar la razón de ello.

Pilón exterior totalmente destrozado

Que hará aproximadamente más de treinta años, según noticias que ha adquirido, el propietario entonces de la finca Jardinito Don. Manuel Gómez, y en terrenos de la misma, construyó dos pilones a los que llevo el derramen de la fuente del Arco por medio de una red de atanores para mayor facilidad de las personas que tenían derecho al disfrute del agua.

Que obstruida dicha tubería y ya siendo propietario de la finca Jardinito el declarante sustituyó a ruego de los interesados la expresada conducción de atanores por otra de hierro que es la que actualmente existe.

El declarante manifiesta que en los años que él lleva poseyendo la finca no ha conocido nunca abrevar ganados en la fuente de referencia, habiéndose limitado la utilización de las aguas a recoger la necesaria a todos los usos en los pilones construidos en el interior de la finca pero sin que jamás hayan entrado ganado suelto y sí únicamente mulos o caballerías llevados de arreata.

Vista frontal

Respeto de las obras realizadas de recogida del desagüe y autorización para ejecutarlas señalo el declarante como persona que pueda informar por ser quien las llevo a cabo, al vecino de esta Capital D. Manuel Rodríguez Aranda, que vive en la casa número veinte y cinco de la calle Alonso de Burgos.

Terminó el declarante manifestando que reconociendo como reconoce que se trata de un abrevadero público ni se ha opuesto ni se opondrá nunca a que lo utilicen los dueños o arrendatarios de las fincas colindantes pero tan solo laque realmente es fuente del Arco o sea la alcubilla enclavada en la confluencia de los caminos vecinales figurados en las Ordenanzas municipales pero nunca los pilones construidos por el propietario de la finca y por consiguiente de su exclusiva pertenencia."

Caño

Al día siguiente 28 de diciembre se cita a declarar a D. Manuel Rodríguez Aranda, persona que D. Laureano mencionó como el que realizó las obras, y declara:

"Que tiene sesenta y ocho años de edad, de los cuales treinta y uno ha estado al servicio del Ayuntamiento en la Sección de Aguas y que por ello puede afirmar que la Fuente del Arco es y ha sido siempre abrevadero público. Dicho abrevadero emplazado al borde del camino que arranca de la carretera de Córdoba a Trassierra en el sitio denominado Huerta de las Ventanas al pié de la Torre de Siete Esquinas y atraviesa terrenos del Lagar de Don. Iñigo donde confluye con otros caminos, consistía y consiste en una alcubilla cubierta cuyo nacimiento de agua se encuentra a unos cuatro metros de profundidad cuya agua utilizaban extrayéndola bajando una pequeña escalera para verterla en un pequeño pilón adosado a la misma.

Otra vista del caño

Que en el año de mil novecientos cinco el propietario a la razón de la finca Jardinito, Don Manuel Gómez Mejías le encomendó particularmente realizara determinadas obras que llevó a cabo y que consistieron en colocar una tubería de atanores para conducir el agua del venero a unos pilones construidos un mes antes en terrenos ya de la antes mencionada finca. Que posteriormente en el año de mil novecientos veinte y seis se le requirió por el actual propietario Don Laureano González García para que sustituyese la tubería de atanores por otra de hierro cuyos trabajos realizó particularmente, debiendo añadir que tanto para ejecutar esta obra como la llevada a cabo por el Sr. Gómez Mejías ignora el declarante si los respectivos propietarios estaban o no autorizados por la Autoridad municipal."

Fuente

El 20 de enero de 1939, cita el Alcalde nuevamente a D. Laureano para que se ratifique en lo declarado y manifieste si la finca sigue siendo suya, porque ha llegado al Ayuntamiento noticias de que la había vendido, diciendo éste:

"que se ratifica en la declaración que tiene prestada en éste expediente con fecha veinte y siete del pasado mes de Diciembre y con respeto a lo que se le pregunta que la finca "El Jardinito" la tiene vendida en documento privado del diez y ocho de igual mes de Diciembre a Don Francisco Ruiz y Ruiz que vive en la calle de Enmedio número trece, dueño de la Platería denominada La Milagrosa sin que haya podido formalizar el contrato mediante el otorgamiento de escritura pública por encontrase enfermo el comprador.

Terminó el compareciente manifestando que por la razón antes expuesta interesaba que las posteriores diligencias se entendieran directamente con el Sr. Ruiz y Ruiz."

Desagüe de un pilón a otro

El 11 de enero se establece una propuesta de cambio que, entre otras determina lo siguiente:

"Este cambio no supone modificación alguna respeto del apéndice 5º de las vigentes Ordenanzas municipales, toda vez que en el figura relacionada con carácter de abrevadero público, la expresada Fuente del Arco y precisamente en la finca "Jardinito", en la que, a virtud de esta sustitución. continuaría situado.

Se ha tenido en cuenta para formular esta propuesta, la circunstancia de que el primitivo abrevadero lo constituía un alcubilla de la que cada interesado, al momento de servirse de sus aguas, tenía que extraerlas a brazo descendiendo unos cuantos escalones para después verterlas en un pequeño pilón que junto a ella existía, molestias que desde el momento en que encauzadas las aguas de esa alcubilla fueron llevadas a los actuales pilones, desaparecieron, con un indiscutible beneficio además para la salud pública, puesto que esas aguas eran y siguen siendo utilizadas, no solo por el ganado, sino también por los labradores de fincas próximas y para usos domésticos.

Al venirme dejé los conos de pie.

Para que esta sustitución sea suficientemente conocida y prácticamente cumpla sus fines, deberá colocarse en el lugar de antiguo abrevadero, situado a bien pocos metros de los actuales pilones, un letrero con la inscripción "Abrevadero del Arco", indicándose mediante flecha la dirección hacia el lugar de su nuevo emplazamiento y al propio tiempo, si existiera, trasladando el antiguo pilón, junto a los nuevos, para que en el puedan, aprovechar el derrame, abrevar los ganados de escasa altura, y de ser ello posible, instalando la Municipalidad, por su cuenta, uno nuevo, dado el escaso valor de la obra y fin que persigue.

El paso a los pilones, que de aceptarse la sustitución para el futuro el abrevadero, tanto para personas como para ganados, necesariamente habrá de tener lugar por los caminos o veredas reconocidos como vecinales en las Ordenanzas municipales y nunca por otros distintos.

De aprobarse por el Excmo. Ayuntamiento la propuesta que se formula, quedarían resueltos todos los problemas planteados en orden al normal aprovechamiento de las aguas del tan nombrado abrevadero y consiguiente el recurso de posición formulado contra el decreto de la Alcaldía fecha 7 de Octubre de 1938, acuerdo, que como resolución del expediente, deberá notificarse a los señores que al reclamar determinaron su incoación, los que, sin duda la aceptarán como la única beneficiosa y útil, según nos consta por expresa manifestación de alguno de ellos."

Vista aérea de la ubicación de la fuente entre la calle Fuente del Arco y el Camino de Quiñones

El 29 de enero de 1940, siendo Alcalde D. Manuel Sarazá Murcia, se acepta por la Comisión Permanente Municipal lo siguiente:

"La Comisión Permanente Municipal, en sesión pública celebrada bajo mi presidencia el día 22 del presente mes de Enero, resolvió aceptar el ofrecimiento hecho por Ud. Ante esta Alcaldía el 8 de Noviembre anterior para sustituir el antiguo abrevadero de la Fuente del Arco por los pilones que hay dentro del su finca del Jardinito, los cuales, como consecuencia de obras de encauzamiento realizadas hace años, recogen el caudal propio de aquella. Se acordó también colocar en el antiguo emplazamiento una flecha indicadora de la dirección del nuevo, con la inscripción siguiente: Abrevadero del Arco. Si se conserva el pilón primitivo , será colocado junto a los nuevos y, en el caso de haber desaparecido, se instalara otro, adosado a aquellos, pero a menor altura, pare recoger el derrame, con destino a abrevadero de ganados. El acceso de personas y ganados a los pilones del Jardinito se efectuará, tanto para las personas como para el ganado, necesariamente por los caminos o veredas calificados de carácter vecinal en las Ordenanzas Municipales y nunca por otros."

Vista de Google de la entrada a la calle

Un pleito extraño, con una aparente permisividad municipal, que dilata en el tiempo las resoluciones, de las que no se conoce si hubo recursos, que empieza en mayo de 1938 y acaba, que sepamos, en enero de 1940, dejando las cosas aparentemente, como se supone debieron estar siempre. Pero que hoy, 19 de octubre de 2014, casi 74 años después, la fuente es una verdadera ruina, no da agua, y si la da, no se sabe si la misma la está utilizando alguien. Y cada día que pasa, la ruina será más evidente, hasta lo que se supone será su total desaparición, todo esto si la administración no lo remedia. 

Vuelo de 1977 con el detalle de la fuente

Pero la paradoja es que (del que tengo conocimiento, puede que haya alguno más) uno de los denunciantes, ahora está haciendo lo mismo con el camino nº 20 el del Lagar de D. Iñigo, (La Soledad actual), es decir lo ha cortado porque le ha dado la gana. Y este es el mundo, abuso de la propiedad, permisividad y pasividad de la Administración, y denuncias en un cajón de las entidades ciudadanas que afortunadamente velan por la defensa de lo público, en este caso caminos y fuentes. Aprovecho para pedir disculpas por no haber detallado los caminos que afectan al entorno de la fuente, por considerar que es más importante el estado de ésta. 

Carretera CO-3314, carretera Jardinito.

Se puede visitar desde un par de sitios. Desde la carretera, pasada la emisora de RNE, y el camino de la Torre del Beato, a la izquierda tenemos el camino del Lagar de Quiñones, dejamos a la izquierda un camino que sube a la Torre del Beato, y un poco más abajo, a la derecha un camino que es cauce de arroyo se baja y a la derecha la Fuente del Arco.  Entrando por la calle Jardinito alquitranada y por lo tanto en coche, a unos cuatrocientos metros a la izquierda está la calle Fuente del Arco, y a unos ciento noventa metros de calle llegamos a la fuente, en una curva. Las coordenadas son 37º55'12"N, 4º51'38"O, s.e.ú o.


D. R. Córdoba de la Llave, en la Web Conoce tus fuentes dice de esta lo siguiente:

"Descripción arquitectónica

Consta de una pilastra de salida del agua de planta cuadrangular, situada en el extremo S de la construcción, de 60 x 60 cm. y con una altura cercana al metro. Está realizada en ladrillo asentado de plano y por la parte más próxima al pilar remata en forma semicircular. 
  
El agua vierte, a través de un grueso caño de plomo, a dos pilares unidos entre sí, realizados en ladrillo recubierto de cemento. Ambos son de planta rectangular, el primero (donde cae el agua del caño) de 1,70 x 1 m. y el segundo de 1,60 x 1 m., y apenas alzan del nivel del terreno 25 cm. debido a la colmatación del terreno por el exterior de la fuente

Antecedentes históricos

Es una de las fuentes de mayor antigüedad que conocemos en la zona de la Sierra, ya que el “pago de la fuente del Arco” aparece citado en numerosos protocolos notariales de compra-venta de tierras desde el siglo XV.

López Amo la encuadraba a fines del XIX entre las “fuentes declaradas realengas” y la situaba inmediata a un lagar perteneciente a D. Fernando Carrillo y al camino que se dirigía al lagar del señor conde del Menado (López Amo 1997, p. 85).

Según Mario López, anteriormente era de mármol blanco y estaba compuesta por cuatro pilares (López, Povedano 1986, 31). En 1 de marzo de 1884 se promulgaron unas Ordenanzas Municipales cuyo apéndice quinto es el de las “Fuentes y abrevaderos rurales existentes en este término municipal”. En el citado documento la fuente del Arco aparece incluida dentro del tercer distrito de la Sección de la Sierra como “Abrevadero del Arco”, en terrenos del Jardinito de Santa María de Trassierra (López, Povedano 1986, 72)."
 

Manuela Romero nos ha facilitado esta foto del año 1980  (hace 34 años) donde pueden verse los alrededores  vislumbrándose a la izquierda arriba lo que puede ser la alcubilla.

El Grupo de Voluntarios Siete Fincas, ha procedido a adecentar y recuperar el espacio público de la Fuente del Arco el sábdo día 18 de abril. Han recuperado la Alcubilla y tiene la voluntad de ponerla en servicio. Actuaciones de esta categoría hacen que el patrimonio de los cordobeses tenga esperanza del olvido y desidia a la que lo somenten los gobernantes. El pueblo no es consciente del poder que tiene en todas las facetas de la vida. Enhorabuena y muchas gracias.

Las siguientes fotografías son de la página de Facebook del Grupo deVoluntarios Siete Fincas










Visita del sábado 18















Fotografías del autor, de Manuela Romero y del Grupo de Voluntariso Siete Fincas el día de la rehabilitación.
Bibliografía de los documentos de la denuncia de la Fuente del Arco de la Web A Desalambrar, facilitados por el Sr. D. Julián Corcuera (no tiene nada que ver con el ministro electricista de la patada en la puerta).

14 comentarios :

Manolo Trujillo dijo...

Hay mas datos en Conoce tus fuentes http://www.conocetusfuentes.com/datos_fuente_3810.html

ben dijo...

Me ha encantado leer el escrito.Impresionante la labor que estás haciendo en
pro de lo público,de la naturaleza y del respeto al recuerdo.
Saludos.

PATXI GUERRIKABEITIA dijo...

Buenos días, amigos. Espectacular trabajo. Paco, eres excesivamente correcto al poner delante de los nombres los tratamientos de don y señor. Todos estos asesinatos no hubiesen sido posible si al frente de los golpistas no hubiese estado el coronel Ciriaco Cascajo-que su dios lo confunda-que fue el verdadero artífice de todo el terror en Córdoba.
Desde aquí mi más emotivo recuerdo para el alcalde DON Manuel Sánchez Badajoz y para los concejales y diputados que fueron fusilados el mismo día por las manos criminales de los golpista. Así como para los miles de cordobeses víctimas del terror Fascista. ¡¡¡Viva la República!!!

Paco Muñoz dijo...

Manolo eres una biblioteca. Como siempre ampliando datos, cosa que te agradezco mucho. Los he incorporado.
Un abrazo

Paco Muñoz dijo...

Carlos muchas gracias, pero más no podemos hacer que denunciar. Si alguna vez tenemos suerte mejor.
Un abrazo

Paco Muñoz dijo...

Muchas gracias Patxi. Bueno me parecía oportuno el tratamiento para todo el mundo por igual, lo que pasa es que a los asesinos les ponía su adjetivo calificativo. Sabes que mi padre me llevó al entierro de ese individuo, al que el ayuntamiento le regaló una parcela en la esquina opuesta a Sanidad en la Avda. Republica Argentina. Desde allí y en un armón de Artillería lo llevaron por Vista Alegre, por una estrecha carretera que iba hasta el cementerio de la Salud (no existía la Avd. del Conde de Vallellano), Allí tuve la oportunidad de ver a un vecino, militar, al que nunca había visto de soldado (era sargento), y aquello se me quedó grabado así como la parafernalia que le hicieron a ese individuo laureado. Cuando los crímenes se cometen a los acordes del Himno Nacional, se glorifica éstos y se condecora a los asesinos. Incluso a un Sr. que era capitán de la Guardia Civil, de derechas, religioso, pero que se mantuvo firme en el golpe, sería un profesional. Lo fusilaron también por el delito de Rebelión Militar, era el que aplicaban con esas leyes de los vencedores. Los golpistas juzgaban a los honorables defensores de la legalidad vigente, del delito con que se debía haber juzgado a ellos. Por eso cuando ahora se les llena a muchos la boca -muchos que son herederos de esos golpistas, y si no lo son de sangre comulgan con su ideario-, de ley y Constitución pienso que la Ley es un papel mojado. Ojalá algún día podamos tener un sistema de gobierno, justo, y sobre todo ético, que difiera de la podredumbre que tenemos en un alto porcentaje.
Un abrazo.

Emilio F. dijo...

Paco lo que no se conoce,no se respeta,no hay mejor antidoto ante la ingnorancia que esta entrada en tu blog,esperemos que surta efecto,aunque por desgracia ahora en esta ciudad es mas importante no tirar la basura antes de las 8 o tener un velador en la calle con "papeles" que le vamos hacer.

Paco Muñoz dijo...

Pero nosotros cuando vamos al campo no conocemos muchas cosas y sin embargo creo que el respeto es máximo, tratamos de no modificar nada y de que no se note que hemos pasado por ahí. Es una cuestión educacional, primero en la casa, fundamental, y luego en el colegio. Y en mi barrio tiran algunos la basura por la mañana porque le es más cómodo y tienen algunos bares declarados dos veladores y ponen quince. Somos un país así.
Muchas gracias y un abrazo.

Canario dijo...

Paco, respecto al comentario que haces de que la fuente está hoy seca y no se sabe si alguien la ha cortado, te puedo decir, porque lo recuerdo a la perfección, que pasando por allí hace muchos años, cuando yo comenzaba con la bicicleta (unos 18 años), creo recordar que en compañía de mi hijo Miguel, nos encontramos a un hombre en compañía de una niña, que estaba empezando a cubrir con tierra una zanja en la que habían instalado una tubería metálica desde la fuente a la parcela inmediata, la que está a los pies del pilón seco, incluso se veía una llave de paso, aunque lo estaban cubriendo todo. Poco después pude ver a este hombre fregando un Ford Fiesta azul marino dentro de la parcela, y pensé, "este está lavando el coche con el agua usurpada a la fuente". Lo cierto es que desde entonces no he vuelto a ver correr la fuente (antes si lo hacía) salvo un pequeño hilillo en algún año especialmente lluvioso. Se podría ir con un detector de tuberías y comprobar si efectivamente mantiene desviado el cauce de la fuente para su uso particular coo yo creo.
Recuerdo que antes de eso, era frecuente ver gente con coches junto a la fuente, llenando bidones de agua para llevársela, por lo que supongo que sería de buena calidad.

Paco Muñoz dijo...

Gracias Canario, algo de eso me lo contaron unos amigos que frecuentaban ese sitio. Esa fuente tienen un alcubilla que debe estar entre la maleza más arriba, ese es el manantial. Nada de extraño tiene eso que dices pues no sería la primera vez ni la última que un pícaro hace alguna de las suyas en este país, pero el problema es que los demás se han callado, me refiero a los de alrededor. En el año 1938 no se callaron los de los cortijos aledaños, claro era la única fuente de agua que había en la zona. Un matrimonio me envió una fotografía con la fuente corriendo y el terreno de alrededor más bajo sin colmatar como está ahora y removido por los marranos.
Muchas gracias por el aporte y un abrazo

JUAN JOSE JIMENEZ GARCIA dijo...

Hoy varios voluntarios del grupo de pronto auxilio siete fincas y algunos amigos más de las Jaras
y del Jardinito hemos estado limpiando de vegetación La Fuente del Arco, hemos descubierto que la fuente no se encuentra dañada está simplemente enterrada y, también hemos limpiado en el antiguo camino que va justamente por detrás de donde se encuentra la fuente y hemos encontrado a unos 50 metros aproximadamente la Alcubilla de dónde se abastecía de agua. nos hemos llevado una sorpresa muy agradable porque se encuentra en perfecto estado a pesar de los años qué han pasado por ella. Creemos que la tubería que abastece de agua a la fuente no está dañada, solo está colmatada de tierra y cal.en los próximos días vamos a seguir limpiando la zona.

JUAN JOSE JIMENEZ GARCIA dijo...

Podéis ver algunas fotos en el Facebook de grupo siete fincas

JUAN JOSE JIMENEZ GARCIA dijo...

Podéis ver algunas fotos en el Facebook de grupo siete fincas

Paco Muñoz dijo...

Juan José, enhorabuena por la iniciativa, por el trabajo y por haber recuperado un espacio público para el pueblo. Esperemos que ahora, después de vuestro esfuerzo (lamento que por razones familiares y un compromiso previo, no haya podido estar presente y colaborar en la medida de mis posibilidades en el acontecimiento), el entorno se mantenga en el mismo estado, por lo menos que lo habéis dejado. Si la fuente puede quedar como la foto del matrimonio hace más de treinta años, mejor. Si se consigue que vuelva a dar agua mucho mejor todavía y espero que la de. La alcubilla merece poder ser visitada. Muchas gracias por vuestra labor cívica. Un fuerte abrazo.
PD/ He visto las fotos y es emocionante como está quedando de momento el entorno. Gracias
Me voy a tomar la libertad de ampliar esta entrada con las fotografías de vuestro trabajo para que quede constancia en él de ello.